Aquí tienes cómo hacer estas lámparas nocturnas caseras, son perfectas para las habitaciones

0
9670

Con el invierno en pleno apogeo, no todo hace frío sino que también los días son mucho más oscuros, ya que el sol se pone mucho antes de lo que nos gustaría. Como consecuencia de ello, nuestras facturas de la luz son más caras, ya que no sólo utilizamos las luces más horas al día, sino que también tenemos que tener la calefacción encendida.

Esto es también un problema para las familias con los niños pequeños, ya que muchos de ellos le tienen miedo a la oscuridad. Sin ir más lejos, mis hijos le tienen pánico a la oscuridad (definitivamente no les culpo) y a menudo me piden que deje la luz del dormitorio encendida más tiempo para que puedan sentirse seguros y cómodos antes de dormirse.

Si estás familiarizado con esto que te cuento, te recomiendo que sigas leyendo. Hace poco encontré la solución perfecta para este problema, y que hará que te ahorres mucho dinero en la factura de la luz.

Una madre estaba una situación similar, y se le ocurrió un divertido proyecto de bricolaje para solucionarlo. Ella fue a su tienda de artesanía y se gastó unos 10 euros en los suministros, y creó unas lámparas para sus hijos.

Para crear esta lámpara de noche solo vas a necesitar los siguientes materiales:

  • Botellas o botes de vidrio
  • Palitos/varitas luminosas (que te las encuentras en algunas fiestas)
  • Guantes
  • Tijeras

Y el procedimiento es muy sencillo: primero tienes que limpiar los botes y las botellas (esta madre empleó botes de aceitunas y botellas de coca cola vacías) y después te pones los guantes.

 

Coges una de las varitas, la doblas para que comience a brillar y a continuación, cortas un extremo y viertes el contenido sobre las paredes interiores de los recipientes, los vas dejando que goteen (véase en las siguientes imágenes)

Asegúrate que todo el contenido químico quede bien repartido por los laterales del recipiente y no en el fondo. Puede que tengas que usar más de una varita por frasco, dependiendo de su tamaño.

Una vez que hayas tengas los frascos cubiertos con la sustancia química, éstos comenzaran  a brillar. Introduce algunas flores para decorar, y por la noche, estos frascos proporcionan una luz muy necesaria.

A partir de ahora, los más pequeños de la casa no volverán a tener miedo a la hora de irse a dormir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here